Repasadores y esponjas de cocina

Los repasadores de tela o toalla y las esponjas que se utilizan en las cocinas, actúan como reservorio y propagadores de gérmenes patógenos. Tomando simples precauciones, ayudamos a eliminar las condiciones para que estos se propaguen.

Repasadores

Los repasadores son un elemento muy útil dentro de toda cocina. Los usamos para secarnos las manos, las fuentes, tomar ollas calientes. Los apoyamos sobre la mesada con restos de comida, sobre la tabla donde hemos apoyado la carne cruda, y con ese mismo repasador, secamos los tomates que hemos lavado para preparar la ensalada.

Además de ser una necesidad, también son una fuente de bacterias si no los lavamos en forma correcta; y, con el tiempo, toman mal olor.

Algunas recomendaciones para evitar riesgos son: 
• Utilizar paños diferentes para manipular alimentos crudos y cocidos
• Desinfectarlos con frecuencia (no sobrepasar las 24 h de uso), aunque ello no es garantía de que las bacterias no vuelvan a crecer 
• No secarse las manos con un repasador que antes se haya usado para manipular alimentos crudos
• Si es posible, sustituirlos por papel de cocina que al ser desechable se reduce el riesgo de que los patógenos permanezcan en un medio o alimento y se diseminen a otras zonas.

Cómo limpiar los repasadores

• Lavarlos con detergente o jabón neutro
•Sumergirlos durante algunas horas en agua caliente con unas gotas de lavandina
• Enjuagar con abundante agua
• Secarlos al aire y al sol

Esponjas de cocina

La esponja, objeto de limpieza de platos y otros utensilios de la cocina, puede pasar de ser el gran aliado de la higiene a convertirse en uno de los principales enemigos si no se usa de forma adecuada. La humedad y las microgrietas de las esponjas hacen que sean un hogar acogedor para bacterias patógenas difíciles de eliminar. E.coli, Salmonella y Campylobacter son las principales amenazas de las esponjas, que pueden sobrevivir hasta dos semanas si está húmeda. Lavar platos con una esponja contaminada puede ser sinónimo de diseminación de patógenos entre distintos utensilios. Pero hay fórmulas para que esto no suceda.

Algunas recomendaciones para evitar riesgos son:
• Limpiarla con frecuencia
• Retirar los restos de partículas de comida que puedan haber quedado adheridos
• Mantener la esponja seca, cuando no se use
• Limpiar la grasa de las carnes con servilletas de papel en lugar de usar la esponja
• Reemplazarla por una nueva frecuentemente

 
5 claves para mantener alimentos seguros y evitar enfermedades
Cadena agroalimentaria
Enfermedades transmitidas por los alimentos (ETA)
¿Cómo manipular los alimentos de mayor riesgo?
Comidas seguras al aire libre
Período de vida útil de los alimentos
Recomendaciones por los cortes de luz
Algunos conceptos básicos